30 consejos si viajas a Japón

Por Redacción 9 Feb, 2018 Tips para viajar

Antes de viajar

    1. Aprende algo de japonés (al menos lo básico). El primer choque cultural que todos los viajeros tienen cuando llegan a Japón es sin duda el idioma. Aunque se desde hace años el inglés es una asignatura en todas las escuelas japonesas, la realidad es que solo un pequeño número de personas realmente lo hablan, así que es casi una obligación aprender al menos las frases y palabras más comunes en japonés, por ejemplo, “por favor”, “gracias”, “¿Cuánto cuesta eso?”, etc. Por cierto, no olvides visitar nuestro artículo ¿Cómo aprender un idioma en 15 días?
    2. Lleva suficiente dinero. Japón es un país que se puede considerar “caro”, en especial si se compara con otros países asiáticos. Para evitar contratiempos en el viaje es recomendable siempre llevar dinero extra del que tenías presupuestado. De verdad te va ahorrar muchos dolores de cabeza.
    3. Haz un itinerario de los primeros días del viaje. En un inicio Japón es un país tan distinto que puede terminar desconcertándote, y más si eres un viajero novato. Para adaptarte de forma más fácil, un buen consejo es tener un itinerario más o menos completo de los primeros días, es decir, la ruta del aeropuerto al hotel, algunas atracciones que te interesaría ir, etc. Ojo, tampoco hay que sobreplanificar el resto del viaje.
    4. Puede temblar. El país está localizado en una de las zonas más sísmicas de todo el planeta y eso causa temblores de manera frecuente. No te preocupes, la probabilidad de un desastre total es muy baja, sin embargo, si no estás muy acostumbrado/a a este tipo de fenómenos naturales pueden asustarte. Tenlo en cuenta.
    5. Investiga si tu teléfono funciona en Japón. Si no tienes un teléfono moderno de gama media/alta como puede ser un iPhone o un Samsung Galaxy, es posible que no funcione correctamente en Japón ya que no se utiliza la red GSM. En el caso de que tu dispositivo funcione y esté desbloqueado, puedes comprar una tarjeta SIM con internet incluido por unos ¥3,000 ($28 USD); vale mucho la pena.
    6. Utilizan el tipo de enchufe tipo A y B. Es decir, el mismo enchufe de dos patitas parraleras que se utiliza en Norte, Centro y en algunos países de Sudamérica. Por cierto, visita nuestro artículo: 5 Accesorios que tienes que llevar cuando viajas
    7. Contrata un seguro médico. Es muy recomendable antes de viajar contratar un seguro médico de cobertura internacional, ya que la atención médica es cara y muchos hospitales japoneses no te atienden a menos de que demuestres que tienes el dinero suficiente para pagar. Para más información visita el post: “¿Necesito contratar un seguro de viajes?”

Durante el viaje

    1. El saludo. Para saludar de forma un poco más formal, lo normal es inclinarse en forma de reverencias. Si bien, los japonenses tienen un código algo complejo para este tipo de saludos, lo recomendable para los extranjeros es inclinar hacia adelante unos 20°.
    2. Utiliza un traductor. Antes era una proeza deducir lo que decían los letreros en japonés que veías en las calles, pero por fortuna, ahora es más fácil que nunca traducirlos gracias a aplicaciones para el teléfono celular como Google Translate o Bing Translate. Con estas apps, únicamente necesitas la cámara de tu dispositivo para traducir los caracteres en tiempo real. Para más información visita el artículo: Aplicaciones esenciales para viajero
    3. Lleva la dirección del hotel escrita (tanto en español, inglés como en japonés). Puede ser un poco conflictivo moverte por las ciudades grandes japonesas, así que es muy probable que necesites preguntarle a alguien sobre la dirección de tu hotel o algún otro lugar al que quieras ir. Es por eso que es aconsejable tener las direcciones escritas, tanto en español (o inglés) como en japonés. Con esto será más fácil que te entiendan.
    4. Habla en voz baja en público.  La cultura japonesa hace mucho énfasis en el respeto al espacio personal y la armonía en los lugares públicos, por eso hablar en voz alta casi gritando no está muy bien visto. Si estás en la calle, en el tren, en un centro comercial o en cualquier lugar público, evita gritar.
    5. Pide un menú en inglés. Desde hace algunos años, la tendencia es que los restaurantes japoneses tengan menús en inglés, incluso en zonas que nos son tan turísticas. Así que cuando entre a un lugar, no olvides pedir un menú traducido porque si no, es poco probable que te des cuenta de lo que estás pidiendo.
    6. Si no sabes que pedir, señala las réplicas de plástico. Un tanto relacionado con el punto anterior. Si el restaurante no llegara a tener un menú en inglés, otra opción para pedir es señalar en las famosas réplicas de plástico que normalmente se encuentran en la entrada de muchos restaurantes.
    7. Para pedir la cuenta, cruza los dedos. Si ya terminaste de comer y estás listo para pagar en un restaurante, cruza los dedos índice para formar una “X”. El camarero vendrá a ti con la cuenta. Por cierto, aunque es universalmente aceptado este gesto, no es recomendable hacerlo en los restaurantes más elegantes.
    8. Aprieta el botón para llamar al camarero. En algunos establecimientos, las mesas tienen una pequeña caja con un botón para llamar al mesero. Esto se hace con el fin de evitar ruidos molestos.
    9. No se dan propinas. Dar propinas no es una práctica habitual en Japón. Según algunos escritores de viajes, incluso podría considerarse ofensivo, sea lo que sea, solo ten en cuenta que los meseros el personal de servicio japonés no esperan que les des des dinero. Para más información visita el artículo: Cuánto hay que dar de propina de acuerdo al país
    10. Lleva unos buenos calcetines. Como ya lo puedes imaginar, en Japón te debes quitar los zapatos antes de entrar a muchos de los lugares (casas, restaurantes, algunas tiendas e incluso en los hospitales). En algunos de estos sitios te entregarán un par de pantuflas, pero esto no aplica siempre, así que siempre trae calcetines (de preferencia limpios y sin hoyos).
    11. Trae efectivo. A diferencia de lo que muchos pudieran creer, la única forma de pago en gran parte de los establecimientos en Japón es el efectivo. Incluso en ciudades grandes como Tokio, Yokohama y Osaka, hay muchos restaurantes y tiendas que solo aceptan efectivo, por eso siempre lleva al menos entre  ¥25,000 ($230 USD) contigo.
    12. Los baños japoneses son … interesantes. Probablemente uno de los choques culturales más habituales que reciben los turistas occidentales cuando viajan a Japón es el baño. Algunos de ellos son bastante intuitivos y fáciles de usar, pero otros tienen botones, palancas, focos e incluso altavoces. Lo cierto es que muchos de ellos no tienen instrucciones en inglés, así que te las tendrás que ingeniar para utilizarlos.
    13. El clima. Por lo general, el mejor momento para viajar a Japón (en cuanto a clima se refiere) es en los meses de abril a inicios de junio, ya que en esta temporada la temperatura es templada y casi no llueve, sin embargo, puede ser también la más cara. Los meses de julio a diciembre son la temporada de lluvias y de enero a marzo es cuando más frío hace.
    14. Evita sonarte la nariz en lugares muy concurridos. Se considera como algo de mala educación ya que puedes terminar esparciendo los gérmenes.
    15. Fíjate en los horarios. Pese a que hay muchos establecimientos que abren toda la noche en Tokio, no hay que olvidar que los trenes y los autobuses dejan de operar muchas veces a partir de las 11 de la noche (dependiendo de la zona). Si no quieres gastar en las costosas tarifas nocturnas de taxi, mejor vete temprano o quédate en el lugar hasta el amanecer.
    16. Sé respetuoso. Para los japoneses el respeto es algo muy importantes, pero desafortunadamente muchos extranjeros se olvidan de ello, incluso hay sitios que no está permitida la entrada a personas que son de fuera por lo mismo. Así que, si viajas a Japón, sigue las reglas y respeta a los demás; además de que evitaras problemas la gente se llevará una buena impresión de ti.

Ahorrar dinero

  1. Viaja en temporada baja. La temporada baja en Japón técnicamente es en la temporada de lluvias (julio y de septiembre a inicios de diciembre) y de enero a abril. A menos de que tengas mucho dinero en tu presupuesto, lo mejor es evitar visitar Japón durante fin de año, en el Obon (que sucede en agosto) y la Semana Dorada (desde finales de abril hasta la primera semana de mayo); en estas fechas las tarifas hoteleras y de vuelos pueden fácilmente duplicarse.
  2. Busca boletos de avión con aerolíneas de bajo costo. Cada vez hay más compañías low-cost en el mercado japonés, y algunas de ellas ofrecen ofertas bastante interesantes que te permitirán ahorrar unos cuantos yenes. Si vas a comprar pasajes aéreos para moverte por el país, es recomendable buscar primero con aerolíneas como AirAsia Japan, Jetstar Japan, Peach y Skymark Airlines.
  3. Viaja en autobús. Los autobuses son la opción más económica de transporte que hay en Japón. Aunque son más lentos que los trenes bala y los aviones, puedes desplazarte largas distancias por una fracción del precio. Si tienes mucho tiempo y no deseas gastar tanto, los autobuses son tu mejor alternativa.
  4. Compra el JR Pass. Los famosos trenes balan en Japón son muy caros con tarifas que superan fácilmente los boletos de avión. Si planeas viajar mucho por el país, la mejor opción para ahorrar dinero es comprae el JR Pass que te permite viajar en tren de forma ilimitada y te ahorrará una tonelada de dinero. Vienen en boletos de 7, 14 y 21 días, pero eso sí, ten en cuenta que solo se puede comprar fuera del país, así que asegúrate en comprarlo con anticipación.
  5. Tiendas de conveniencia. Lugares como 7-Eleven, Family Mart y otras tiendas de conveniencia tienen muchas comidas ya hechas (que incluyen sándwiches, sopas, fruta y opciones japonesas más tradicionales) por 125-370 JPY. Una opción bastante buena y barata.
  6. Hoteles cápsula, una alternativa interesante. Aunque no es la opción de alojamiento cómoda, sí es una de las más baratas e interesantes. Los hoteles cápsula cuestan entre 3.000-5.500 JPY por una habitación pequeña, o bueno, literalmente una cápsula, y normalmente están localizados en zonas céntricas. Es decir, es casi la mitad del precio que un hotel barato a las afueras.
  7. Si quieres ahorrar, no uses los taxis. Los taxis japoneses tienen la fama de ser bastante caros y sí lo son. Por ejemplo, un taxi del Aeropuerto de Narita al centro de Tokio puede salirte lo mismo, o incluso más que el mismo boleto de avión. Por eso, si no quieres quedarte sin dinero rápidamente, no uses los taxis, a menos claro, de que sea algo muy necesario.
Puede Interesarte